Mis Hallazgos En Mina Clavero

La mejor forma de llegar a Mina Clavero, Cordoba es a traves del Camino de Las Altas Cumbres, el cual es un recorrido que serpentea por las sierras, mostrando lo mas bello del lugar hasta desembocar en la ciudad. 


Ademas de conocer un lugar bellisimo y muy turistico, relajarme, ejercitar el cuerpo -ya que la ciudad se encuentra enclavada al pie de las sierras y eso implica que muchas de sus calles no son planas sino que suben y bajan pronunciadamente- y divertirme, pude por fin, encontrar algunos ejemplares -simples pero muy bellos- de piedras. 


La mica se encuetra en todos lados, ya sea en infimas escamas sueltas, adosadas a alguna parte de las piedras o cubriendolas completamente. Luego de buscar y buscar, tuve la suerte de encontrar una lamina -un conjunto de escamas, a decir verdad- de tamaño bastante importante -al menos para mi-, en el rio


Al igual que la Mica, el Cuarzo se encuentra muy facilmente y -en mi poco conocimiento sobre el tema-, diria que la "forma" en que mas abunda es cuarcita o trozos desprendidos de pegmatitas. Esto es, claramente, a simple vista, ya que si tienes acceso a alguna locacion para excavar -y sabes de geologia-, puedes encontrar mucho mas.


Pero lo mas increible -al menos para mi- fue el hecho de encontrar lo que parece ser un "ladrillo" de marmol. Este, tambien lo encontre bajo el agua y es de los que utilizan para fabricar ceniceros en forma artesanal. Este ejemplar es bastante grande y pesa alrededor de 2 kilos.


Un solo detalle me decepciono: pese a las grandes expectativas que albergaba, no encontre Agatas. Ninguna. Ni el menor indicio de ellas en ningun lugar. Pero, ese sentimiento fue rapidamente borrado cuando por fin adquiri dos de las piedras que aqui en casa no podia conseguir desde hacia un largo tiempo: Fluorita Arcoiris y Howlite. Por supuesto, las compre... y en bruto, como a mi me gustan.


Luego de nueve horas y media de viaje, retorne a casa, muy pero muy cansada -ya que mi cuerpo no soporta los viajes largos en auto-, pero extremadamente feliz y renovada. Ese era el objetivo: despejar la mente, conocer las sierras, encontrar algunas piedras y recargar las baterias. 

0 comments